Entrevista a Charlotte Vega, actriz protagonista de "The Lodgers" (2017)


La actriz Charlotte Vega recientemente está en boca de todos por interpretar a Danielle, la protagonista del anuncio de la Lotería de Navidad. Sin ánimo de entrar a valorar un spot televisivo, esta joven actriz de origen español a sus tan solo 23 años de edad (1994) ya puede presumir de acumular numerosos proyectos cinematográficos y televisivos, no solo de origen español, sino también de ámbito internacional. Ha trabajado con Isabel Coixet, e incluso participó de co-protagonista en el filme de terror Los Inocentes (2013) -que fue presentada en Sitges en su momento-, siendo más activa en el presente 2017 al haber participado en tres producciones más. Y ella es, más allá de la lotería y sus anteriores trabajos, la protagonista de una película de género de terror destinada a dejar su huella: The Lodgers (2017), un filme irlandés dirigido por el también irlandés Brian O'Malley (Let Us Prey, 2014).

The Lodgers fue la obra clausura de la edición número 50 del Festival de Sitges, y ahora más recientemente ha sido elegida por el jurado de un festival tan prestigioso y longevo como el de TerrorMolins como la película ganadora de la edición. Sin duda, todo ello es un justo reconocimiento a un buen hacer de la producción, tanto delante como detrás de las cámaras. Por su parte, Charlotte Vega logra satisfactoriamente la interpretación de un personaje femenino de gran fortaleza mental que sirve para llevar las riendas de la película, evidenciando que como actriz ha madurado su trabajo y que se le augura un futuro prometedor (ojalá dentro del género de terror). 

A continuación podéis leer la entrevista que pudimos hacerle a Charlotte Vega en el pasado Festival de Sitges. En ella pudimos conocer su relación personal con el género de terror, su experiencia en el rodaje de The Lodgers, y también lo que supone para una mujer trabajar de actriz.

Entrevista a Brian O'Malley



-Felicidades por la película. Igual como le dije a Brian O'Malley creo que hicisteis un muy buen trabajo todo el equipo.

Muchas gracias, de verdad.


-“The Lodgers” no supone tu primera producción en el extranjero, no?

Hice una co-producción con Isabel Coixet hace cinco años, y luego hice “Provenance” (2017), que es una película inglesa que hice justo antes de “The Lodgers”.


-¿Has notado una gran diferencia entre trabajar en el extranjero y hacerlo en España?

Si, depende un poco de la cultura. Irlanda [“The Lodgers”] por ejemplo es muy diferente de Inglaterra [“Provenance”], y la verdad es que el rodaje que hice en Irlanda lo disfruté muchísimo. Pero sobretodo me quedo con la idea de viajar y conocer los países y diferentes culturas, que eso implica también una manera de trabajar distinto. También es cierto que hay que tener en cuenta el tipo de producción, la temática y el presupuesto, porqué puedes hacer una película con mucho dinero invertido en España (implicando un equipo técnico y artístico enorme) y puedes hacer una película muy pequeña en Estados Unidos. Por ponerte un ejemplo, además de las películas que te comenté que he participado, me vi implicada en una producción americana titulada “American Assassin” (2017), y allí en Estados Unidos es como trabajar en otro planeta, porqué no llegas a conocer ni a la mitad del equipo. Es por ello que lo importante para mí siempre es el proyecto y el personaje.


-“The Lodgers” podemos considerarla como tu segunda película ligada al género de terror, pero esta vez tienes un protagonismo absoluto. ¿Qué tenía el guión de “The Lodgers” que te convenció para implicarte en la película?

El guión es precioso. Cuando lo lees parece que te estés leyendo una novela de principio a fin sin levantar los ojos, metiéndote de pleno en la historia. Es muy cautivador el guión. Pero lo que más me atrapó fue el personaje de Rachel, porqué me pareció tan luchadora y tan valiente, con un perfil de mujer tan complejo que pienso que como ella no suelen haber muchos. Yo al menos siempre me canso un poco de leer sobre personajes femeninos que se tienen que salvar por el novio de turno. En el guión de “The Lodgers” me gustó que ella fuera el personaje fuerte, y aunque parezca que a veces necesite que alguien la ayude lo cierto es que siempre se salva de los peligros estando sola. Esto es lo que más me gustó del guión.


-Antes has hablado de las distintas maneras de hacer que tienen las culturas combinados con determinados presupuestos. ¿Que tal fue el rodaje de “The Lodgers”? ¿Lo recuerdas especialmente duro y complicado?

Pues un poco la verdad (risas). Pero también divertido, porqué tanto Brian, como el reparto y el equipo fueron maravillosos todos. Si que es cierto que pasamos todos mucho frío, y en especial recuerdo que estaba mojada en muchas escenas, pero no se pasa mal cuando la gente te cuida, el proyecto te entusiasma, y al final las dificultades son elementos técnicos que hay que hacer y ya está. Pero si sientes que te están dejando aislada mientras estás mojada y fría, o apartada del resto, al final te sientes mal, porqué notas que nadie te cuida ni se preocupa por tu estado físico y anímico. Pero insisto que en “The Lodgers” la gente estaba siempre pendiente de ésto y los momentos más duros se me pasaron rápido. Además, incluso esos momentos que se me hicieron duros considero que sumaban a mi interpretación, porqué si la casa es fría y no tiene calefacción, mi estado físico real ayudó a perfilar la interpretación adecuada. También lo mismo a otras escenas como cuando Rachel llega al pueblo y está mojada, un momento que está pasando frío, y entonces mi estado físico real lo pude usar para interpretar adecuadamente a Rachel para esa escena.


-Brian nos ha comentado antes la experiencia del rodaje de las escenas bajo el agua. Comentaba las dificultades que suponía el echo de comunicarse con los actores en esas condiciones, pero más allá de detalles técnicos, tú como actriz fuiste la que vivió en primera persona esas escenas. Desde la distancia, parece que tiene que ser muy complicado interpretar en esas condiciones...

Me encantó rodar esas escenas (risas). Lo primero es que adoro el agua, y lo segundo es que me encanta probar cosas nuevas. Me encanta probar como me cuelgan de un arnés bajo el techo y que me tengan que meter en el agua con un equipo de buceo, y trabajar durante una semana específicamente con este equipo, es todo algo nuevo para mí. Me encantó la experiencia, de sentir esa tranquilidad que hay bajo de agua, y además lo hice durante muchas horas seguidas. Brian lo tenía clarísimo (como comentaba antes él es muy claro explicándose), me dijo que yo entrara a la piscina y que ya sabía lo que tenía que hacer, y lo único que me iba pidiendo estando allí eran cosas específicas de moverme para aquí y para allá, y a rodar! Fue muy divertido. No se si te contó que para debajo del agua trajeron un micro y de allí salía la voz que se comunicaba conmigo, una voz que solo podía oir yo debajo del agua. Para mí fue fantástico rodar así, con esa tranquilidad, y sin la locura habitual de las prisas. Yo no me di cuenta de nada de lo que ocurría fuera del agua.


-En la anterior película de Brian O'Malley, “Let Us Prey”, también aparece un personaje femenino fuerte que está interpretado por Pollyanna McIntosh. Él te exigió una fortaleza física y mental a la hora de bordar el personaje de Rachel?

Si, lo hablamos todos. Hicimos una reunión con David Turpin, el guionista de “The Lodgers”, que acogió a todo el reparto junto con Brian. En esa reunión leímos conjuntamente el guión y luego lo comentamos durante horas para así trabajar la misión interpretativa de cada uno de nosotros, y a partir de las conclusiones a que llegamos, Brian quiso que cada uno de nosotros diera un poco de sí mismo. La verdad es que Brian no es de esos directores que te dice exactamente lo que tienes que hacer, no es para nada exigente con ello. Es muy claro hablando y se explica muy bien argumentando lo que quiere, pero también ta da mucha libertad, te sabe guiar. Por eso creo que en “The Lodgers” viví un rodaje en que los actores y el director consiguieron encontrar un punto en común, y esto me gustó mucho, porqué a veces como actriz te sientes como una muñeca que te dicen exactamente lo que tienes que hacer, a donde ir, y sin libertad para crear. Lejos de ser así, con Brian pude opinar, dar propuestas y en general lo mejor de él es lo claro que es, que tú entras al set de rodaje y sabes exactamente a donde quiere llegar.


-Soy de los que piensa que el cine de terror es una herramienta ideal para reivindicar que la mujer no es el sexo débil. No sé si tu lo compartes.

Si, totalmente, y a medida que lo voy conociendo estoy más convencida de ello. No es un género que haya seguido mucho porqué mi idea de “terror” era el slasher, con mucha sangre y mucho gore, que son un tipo de películas que no me gustan porqué lo paso fatal, pero con “The Lodgers”, junto con otras películas que me pasaron del estilo para que las fuera viendo, la verdad es que he ido descubriendo tantos subgéneros dentro del cine de terror que me está encantando. Uno de ellos es el terror gótico, que me encanta. Pero en todos ellos es cierto lo que dices, normalmente en el género de terror el personaje fuerte es la mujer y suele coger siempre las riendas de la evolución de la historia, y en ese sentido pienso que no se valora lo suficiente este género.



-¿Que es lo que más valoras de una película de terror? Has comentado que el slasher no te acababa de gustar por el abuso de la sangre y que lo pasabas mal, pero visto desde una perspectiva más objetiva, ¿qué elementos consideras más valiosos en una película de terror para que funcione bien?


Para mi el cine de terror debe tener tensión, debe lograr hacer pasar un mal rato al espectador, además de la intriga consecuente del no saber qué va a pasar, o sustos incómodos. Me gusta entrar en otro mundo durante una hora y media o dos horas y sentirte que estás allí, pero que te querrías levantar y no puedes. Es como cuando haces una escena de acción como actor, que lo pasas mal pero bien a la vez.


-¿Te ves en el futuro siguiendo en el cine de terror más allá del gótico? Los fans del género lo valoramos mucho en una actriz/actor...

Sí, como te comentaba a mi me gusta probar de todo y quisiera también probar otros subgéneros. Me llama la atención algo con más acción y puntos de comedia.


-¿Nos puedes contar algo sobre tus próximos proyectos?

Pues ahora he venido a las entrevistas, pero acabo de llegar de grabar algo que es completamente confidencial pero va a salir muy pronto. Es una cosa pequeña pero muy mágica, muy especial, y que saldrá dentro de nada [ACT: spot de Lotería de Navidad]


-Ayer precisamente pude entrevistar a Yoshihiro Nishimura y a una de las actrices de “Meatball Machine Kudoku”, a Yurisa, y ella me comentó que para conseguir un papel en la película los productores le exigieron que les mostrara su cuerpo. Ella accedió porqué necesitaba el dinero. Es evidente que Japón está situada en otra parte del planeta, con otra cultura y otra manera de trabajar, pero en occidente también se han oído cosas terribles en este aspecto, y más ahora con el escándalo de Harvey Weinstein. Tu eres bastante joven aún, pero ya te has encontrado con alguna situación desagradable de este tipo?

Personalmente yo nunca he tenido ninguna mala experiencia, pero sé de gente que las ha tenido. Me parece importante que la gente hable de ello, y no solo las mujeres, también me parece importante que los hombres salgan y hablen del tema explicando las experiencias que hayan tenido o presenciado. Sí que es cierto que he tenido la experiencia que como mujer a veces me han exigido más que al hombre y no tendría que ser así. Por otro lado, he participado en proyectos que la nota sexual es importante, pero no hace falta que se muestre de un modo vulgar, porqué puede ser muy bonito, pero cuando solo se le pide a la mujer ese tono sexual me parece raro y no le veo la lógica.


-Respecto a tu condición de actriz joven, y por lo tanto con una formación profesional completamente ajustada a las exigencias actuales, ¿que es lo que debe -y no debe hacer nunca- una actriz, para convertirse en una buena actriz?

Para convertirte en una buena actriz debes intentar aprender de todo el mundo, ser una esponja, y no solo con aquellos que consideras tu ídolo, sino de todo el equipo que te rodea, tanto del resto de actores como también del equipo técnico y artístico. Hay que saber observar y sobretodo nunca dejar de luchar por lo que tu quieres. Lo que nunca debe hacer una actriz es hacer cosas que la incomoden, porqué sino se está defraudando a si misma, y una actriz debe sentirse siempre orgullosa de lo que hace. Solo así notas que como profesional avanzas, no te estancas, y aunque sea avanzar solo un pasito ya significa avanzar. Ésto no siempre es posible, pero hay que tenerlo en mente para poder conseguir lo que quieras. También a veces, aunque estés ligada a un proyecto comercial que no te acabe de satisfacer, quizás este proyecto puede servir para que luego posteriormente puedas acceder a otros proyectos de menor envergadura pero más ajustados a lo que te gusta. Hay que saber ver lo que te permite avanzar y ser feliz al mismo tiempo. Y quiero añadir también otra cosa que nunca debe hacer una actriz, y que ya comentábamos, que es que ninguna actriz tiene que dejarse abusar por nadie. Es importante creer en una misma, tomar tus propias decisiones, tener un buen equipo, y ser fuerte.


-Has trabajado en España, pero has acabado saliendo al exterior en busca de producciones en Europa y Estados Unidos. Para un actor/actriz español, es más fácil encontrar proyectos cinematográficos fuera de España?

Cada uno tiene sus objetivos, pero para mi ha sido una muy buena decisión salir fuera y se lo recomendaría a cualquiera. Más que nada para poder probar cosas distintas, trabajar con gente diferente, poder viajar si es lo que te gusta a China, Hungría, Estados Unidos o por España. Salir fuera te abre muchas puertas en este sentido.


-¿Tener un acento inglés no nativo, te las cierra?

Te cierra algunas. Yo cuando no tenía representante fuera, lo que le llegaba a mi representante en España eran proyectos para otros países pero para interpretar a una española, y no me querían porqué no daba el estereotipo. Ésto me cerró puertas a mi. Pero por contra, si tienes el acento puede abrirte otras. Es una mecánica que siempre será así.


-Y por último, tienes algún referente literario o cinematográfico de terror que te guste especialmente?

The Hunger” (1983). Me la envió Brian para “The Lodgers” y ahora es de mis películas favoritas.


-Y que te pareció “Let Us Prey” (2014), la anterior película de Brian O'Malley?

Me encantó, me pareció brutal, es una propuesta diferente y la verdad es que lo pasé fatal. Además, me gusta mucho como perfila Brian a los personajes, en especial el femenino, que es muy fuerte y valiente.


-Pues esto sería todo. Solo felicitarte por tu magnífico trabajo en “The Lodgers”, y esperamos volver a coincidir contigo en el Festival de Sitges algún otro año, que sería señal que sigues apostando por el mejor género de todos.

Muchas gracias, me hace ilusión tus palabras. Espero volver otro año.



Comentarios