Top 10 de películas de terror del 2017




Se acaba el año y esto significa que toca hacer balance de lo que ha dado de sí el 2017. Creo que a diferencia de otros años el 2017 no ha sido un año con grandes títulos de cine de terror, pero considero que sí han habido una serie de producciones de alta calidad que coquetean con él, como Mother! y Hounds of Love. Para mí, ambas son las películas más redondas del año (de las que encajan en este blog), y es que, como es obvio, La Zona Muerta solo valora cine que sea de terror o coquetee con él a través de sus variantes de explotación.

En cuanto a terror, creo que Housewife es la que más me ha gustado, sin ser una película que me haya sorprendido tanto como otras producciones de anteriores años -por ejemplo The Witch o Alleluia-, pero creo que tiene méritos suficientes que la hacen merecedora de estar posicionada como la primera en el listado. Al lado de Housewife hay otros títulos interesantes como Errementari, una película familiar que el público podrá ver en cines en 2018 y que seguro que le sorprenderá positivamente; De Sudamérica también incluyo El Habitante, que es una película de terror de raza pura sobre exorcismos; también una monstermovie como Life que, no olvidemos, se estrenó en cines a la primavera de 2017; u otras más independientes de los grandes estudios como la “cool” Tragedy Girls y Psycopaths. Por cierto, ojito con ésta última, porqué es mi apuesta personal del 2017.

Hay que destacar también la llegada de las tendencias. Por ejemplo, este año hemos visto como las sectas se han puesto de moda a través de Housewife, The Heretics y Mother!. Hemos visto también como Netflix aterrizaba con fuerza y distribuía en televisión títulos de género fantástico-terror completamente dignos y disfrutables, como Okja, The Babysitter, 1922, o El juego de Gerald. También Blumhouse ha sido protagonista, demostrando en 2017 que tiene cine A y cine B: Yo me quedo con el A, de títulos como The Belko Experiment y Déjame Salir, y así dejo de lado tomaduras de pelo como Creep 2 y Stephanie. Pero sorprendente ha sido el intento más o menos fallido de dar una nueva mirada al cine de zombies con películas como The Cured o Les Affamés. Y por último no nos olvidemos, porqué Chucky, Caracuero y Jigsaw ha vuelto causando polémica entre sus fans, con sus Cult of ChuckyLeatherface y Saw 8.

En fin, un año que considero interesante, pero también preocupante por el auge que parecen tener las plataformas televisivas como Netflix y Movistar+. El cine, para mí, es un espectáculo que solo se puede disfrutar en su máxima intensidad en una sala de cine, así que, porfa, no dejéis nunca de ir a una sala de cine, porqué solo así disfrutaréis de la bonita experiencia que puede llegar a ser el hecho de ver una película en el cine. Si todos vamos al cine evitaremos su extinción, no lo olvidéis.

¡Feliz y terrorífico 2018!


TOP 10 - TERROR

1) Me ha costado la vida decidirme, pero Housewife la considero como la mejor película de terror del año. Sin ser perfecta, he valorado que su director Can Evrenol consigue un paso adelante respecto a su anterior Baskin, con una película que por suerte preserva el mismo sello violento, gore y estéticamente cuidado de su predecesora, pero ésta vez cambiando elementos narrativos -más allá de los argumentales- que dotan la película de más profundidad. Y, ojo con ese final... Brutal! No apto para sensibles, y de obligado vistazo para los fans de Lovecr...Tsssss!!!


2) Aún no sé si Mother! es una genialidad, una gamberrada, o un desafío a los nervios del espectador. Quizás es un todo. Darren Aronofsky representa una alegoría melodramática a lo que supone ser madre, de un modo anárquico y provocador. Nunca "darlo todo" fue tan sincero. Masterpiece.


3) El título más taquillero y rentable que el cine de terror ha ofrecido en el 2017. Producida por Blumhouse, podríamos considerarla como una mirada alternativa y en clave de terror del clásico Mira quien viene a cenar, y por lo tanto, una obra que trata el tema del racismo. Déjame Salir demuestra un control magistral del suspense, sabiendo perfectamente cómo y cuándo enseñar sus cartas, manteniendo siempre el ambiente malsano, hasta detonar todo en un final cargado de violencia. Magnífica.


4) A base de aplicar un brutal talento cinematográfico sobre una base argumental digna de telemovie, su director Ben Young demuestra al espectador que se puede conseguir con bien poca cosa verdaderas proezas fílmicas. Y lo demuestra en una era en que predominan los píxels y los escenarios marcianos, siendo Hounds of Love un sencillito thriller violento sobre un secuestro, y poco más; pero es una demostración de puro cine, de dominio perfecto del suspense, y de ser capaz de emocionar con ese pedazo de tándem de actores llamados Emma Booth y Stephen Curry. También, una masterpiece, y de origen australiano.


5) Una película de fantasía oscura que destaca por encima del resto de títulos del listado por tener la carga de FX más abundante de todos. Es espectacular estéticamente, y entrañable a la vez por su historia, y todo con potencial suficiente para conquistar el corazón de pequeños y grandes. Errementari es un filme colosal, que no escatima en mimo depositado a cada fotograma, y consigue entretener como pocas. Pura fantasía, que incluso el mismísimo Guillermo del Toro firmaría.


6) Un filme de terror de raza pura. Se trata de una película de exorcismos algo distinta al denominador común habitual y que me ha parecido la mar de disfrutable, con un demonio que juega a ser Hannibal Lecter. Una película muy en la tónica de un Guillermo Amoedo basado en los tonos serios, ritmos que no decaen, y un sentido de la ejecución del terror que pide labrar bien antes de ejecutar. Parece algo simple, pero pocos lo consiguen.


7) Mi debilidad en el cine de terror son las películas con argumentos imposibles y desarrollados de un modo gamberro. El argumento es simple: un escenario cerrado (unas oficinas) en que sus empleados deben matarse entre ellos si es que alguien quiere sobrevivir. Seguro que con este planteamiento a todos nos viene en mente Battle Royale, y es cierto que la presente película va en esta linea, pero habría que sumar también la influencia de El Experimento. En su conjunto, aquí es todo más adulto, más violento, y hay una invitación a segundas lecturas por si hay interesados. Un divertimento diabólico producido por Blumhouse.


8) Un regreso al cine de terror de la segunda mitad de los años 90, y que incluso su póster ya delata. Life se fija en aquél terror más formal y accesible, sin los excesos del cine exploitation, pero que sabe cuidar bien lo que es la esencia del terror, y lo hace a través de un curioso alienígena que irá matando a los inquilinos de una nave espacial. Yo disfruté como un niño. Además, visualmente es muy generosa, con buenas muertes, y por si fuera poco posee un trasfondo muy conservador que invita al debate. En fin, Life es lo que promete: entretenimiento aterrador y de calidad.


9) Tragedy Girls es una de las películas más redondas del año. No obstante, creo que no es una película para todo el mundo, porqué pide una implicación basada en sentirse cómodo con el “rollo cool” con el que trabaja la historia, un rollo que va de conseguir followers, enviar wassaps y en general de ese rollo actual basado en el “aquí y ahora” y el “yo molo cacho”. Más allá de ésto, Tragedy Girls destaca por su humor negro, gracias a la perfecta combinación del absurdo y la crueldad, y que bien podríamos considerar la película como la The Final Girls del 2017. Muy entretenida y simpática, y justamente reconocida con numerosos premios que ha recibido este año en festivales de género de terror.


10) Para mí fue la propuesta indie más estimulante de Sitges. Se trata de una película que habla sobre los psicópatas, pero destaca por la manera en cómo explica su argumento. Lo hace fundiéndose entre el sueño y la realidad, la racionalidad y la locura, hilando así una película parecida a La Purga pero explicada en forma de novela gráfica tipo Sin City, y es que tiene mucha personalidad estética Psychopaths. Pero más allá de lo visual la película se toma muy en serio la violencia, y estoy seguro que todos aquellos que amen los filmes de Rob Zombie conseguirán disfrutar con esta propuesta tan radical y atrevida. Grata sorpresa, pero no apta para todos los paladares.




MEJOR PELÍCULA - NO TERROR

The Villainess es una película que da fe a seguir viendo todos estos thrillers coreanos repetitivos que suelen envenenar los Top10 y programaciones de festivales de género, ya que demuestra talento y espectacularidad mire por donde se mire. A diferencia de otros thrillers orientales, aquí la película está protagonizada por una mujer, una mujer que sabe de artes marciales, y que con con sus habilidades de combate desarrolla unas escenas de acción con clara referencia a John Wick y Hardcore Henry. Son escenas muy espectaculares (sobretodo la primera y última), en que florecen una espiral de violencia a base amputaciones, puñaladas y disparos a todas las partes del cuerpo. Una acción bien dosificada y no aborrecida como con la de esos dos referentes. Además, la historia está muy muy bien escrita, y narrada en montaje paralelo. Es peli de 10.


TAMBIÉN RECOMIENDO VER:

M.F.A.
Mom and Dad
Thelma
Mayhem
A Ghost Story
La Piel Fría


PELÍCULAS QUE NO HE PODIDO VER TODAVÍA, Y QUE QUIERO VER:

Downrange
Meatball Machine Kudoku
Belzebuth
The Shape of Water
A Dark Song
The Devil's Candy
A Cure of Wellness
The Evil Within
Victor Crowley
Fires on the Plain

Comentarios