Sitges 2019: [Crítica] 'Punto Muerto' - Daniel de la Vega - La Zona Muerta - Cine de Terror, Manga y Asesinos en Serie

Breaking

La Zona Muerta  -  Cine de Terror, Manga y Asesinos en Serie

Cine de terror, Manga, asesinos en serie

domingo, 13 de octubre de 2019

Sitges 2019: [Crítica] 'Punto Muerto' - Daniel de la Vega


-DIRECCIÓN: Daniel de la Vega
-GUIÓN: Daniel de la Vega
-AÑO: 2018
-DURACIÓN: 77 min.
-PAÍS:  Argentina
-MÚSICA: Luciano Onetti
-FOTOGRAFÍA: Alejandro Giuliani (B&W)
-REPARTO: Luciano Cáceres, Rodrigo Guirao Díaz, Natalia Lobo, Daniel Miglioranza, Osmar Nuñez
-PRODUCTORA: Furia Films / Malevo Films Argentina (MFA) / Ninja Films y Asoc





Con una puesta en escena y estética que remite al cine detectivesco de los años 20-30 se erige Punto Muerto, película argentina que resulta ser un bonito homenaje a la novela detectivesca, con aquellas historias donde la sospecha, la intriga y la muerte se dan cita entre detectives, testigos y asesinos. Es excelente Punto Muerto, un ejercicio de estilo muy llevadero para el público y con un guion que se nota elaborado por un fanático de este tipo de historias. El creador es el argentino Daniel de la Vega, y con un metraje de poco menos de 80 minutos ha conseguido ponérsenos en el bolsillo.

La historia se centra en Luis Peñafiel, un escritor que justo acaba de terminar su última novela, en la cual planea el crimen perfecto dentro de una habitación cerrada. Antes del estreno, cuando un escritor competidor suyo muere en las mismas condiciones que la novela de Peñafiel, y él sea el principal sospechoso, el escritor descubrirá que nada es más engañoso que la realidad.


La película atrapa desde el minuto uno con una escena de asesinato protagonizada por la actriz María Eugenia Rigón a manos de un asesino enmascarado (imagen de cabecera). Este crimen es una recreación de la primera escena de la novela de Luis Peñafiel, que nos la cuenta el propio autor, interpretado de un modo brillante por el actor Osmar Núñez. Partiendo de aquí, el desarrollo de Punto Muerto lleva al espectador a un hotel, presentando personajes y un extraño crimen. Todo un pretexto bien escrito por el propio de la Vega que además hace algo de critica al mundo del arte y sus mecanismos en los procesos creativos. Un desarrollo donde el espectador queda atrapado y no saldrá de la trama hasta el final, un final pasado de rosca, pero sorprendente, y con unos diálogos cargados de contenido que justifican el título de la película.

Punto Muerto es probablemente la mejor película argentina que ha llegado a Europa en este 2019. Una estética pretérita muy concreta y que está bien plasmada en pantalla con los pocos recursos que dispone la película, y siempre sin descuidar un ritmo narrativo actual que la hace muy fácil de ver y seguir. Punto Muerto es un inteligente homenaje al género detectivesco, entre los clichés propios del género y la metodología hipócrita de sus creadores, y que resulta precioso, con una estética lograda y narrativamente muy ameno.

No hay comentarios:

Publicar un comentario